Saltar al contenido

Mejillones al horno: delicioso plato fácil de preparar

Si estás buscando una receta deliciosa y fácil de preparar, ¡no busques más! Los mejillones al horno son una opción perfecta para una cena rápida y satisfactoria. Además, son una excelente fuente de proteínas y vitaminas.

Ingredientes para los mejillones al horno

Para preparar esta deliciosa receta, necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 2 libras de mejillones frescos
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1/4 taza de perejil fresco picado
  • 1/4 taza de pan rallado
  • 1/4 taza de queso parmesano rallado
  • 4 cucharadas de mantequilla
  • Jugo de 1/2 limón
  • Sal y pimienta al gusto

Cómo preparar los mejillones al horno

¡Preparar los mejillones al horno es muy fácil! Sigue estos sencillos pasos:

Paso 1: Limpia los mejillones

Lava los mejillones bajo agua fría corriente y raspa cualquier residuo que puedas encontrar. Asegúrate de retirar las barbas que sobresalen de las conchas. Si algún mejillón está abierta, dale un golpe y si no se cierra, deséchalo.

Paso 2: Prepara la mezcla de pan rallado

En un tazón, mezcla el pan rallado, el queso parmesano, el ajo picado, el perejil, la mantequilla derretida, el jugo de limón, y la sal y pimienta al gusto.

Paso 3: Agrega la mezcla a los mejillones

Coloca los mejillones en una bandeja para hornear y agrega la mezcla de pan rallado uniformemente sobre cada mejillón. Cubre la bandeja con una hoja de papel de aluminio y hornea durante 10 minutos a 180°C.

Paso 4: Hornea los mejillones al horno

Después de 10 minutos, retira el papel de aluminio y hornea durante otros 5-8 minutos, o hasta que los mejillones estén completamente cocidos y la mezcla de pan rallado esté dorada.

Paso 5: Sirve y disfruta

Retira la bandeja del horno y sirve los mejillones al horno calientes. Puedes decorarlos con un poco de perejil fresco picado y rodajas de limón para darle un toque de color.

Preguntas frecuentes sobre los mejillones al horno

1. ¿Cómo puedo saber si los mejillones están frescos?

Los mejillones frescos tienen una concha cerrada y brillante. Si la concha está abierta, no se cierra cuando la golpeas, o tiene un mal olor, es mejor desecharlos.

2. ¿Puedo hacer esta receta con mejillones congelados?

Sí, puedes utilizar mejillones congelados para esta receta. Solo asegúrate de descongelarlos completamente antes de comenzar la preparación.

3. ¿Hay alguna manera de reducir el contenido de sodio en esta receta?

Sí, puedes reducir la cantidad de sal en la mezcla de pan rallado o incluso omitirla por completo. Los mejillones ya tienen un sabor salado natural.

4. ¿Puedo agregar otros ingredientes a la mezcla de pan rallado?

¡Por supuesto! Puedes experimentar con diferentes hierbas y especias para darle tu propio toque personal a la receta. Algunos ingredientes que puedes agregar incluyen tomates secados al sol, aceitunas, o incluso un poco de vino blanco.

5. ¿Puedo almacenar los mejillones sobrantes?

Sí, puedes almacenar los mejillones sobrantes en un recipiente hermético en el refrigerador durante 1-2 días. Sin embargo, es mejor consumirlos lo antes posible para asegurarte de que estén frescos.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)